Opinión del Cigarral del Ángel Custodio. Caridad y Héctor. 24.08.2013

¡Hola a tod@s!
Ya hace 1 mes que Héctor y yo dimos el sí quiero en el lugar más mágico de Toledo, el Cigarral del Santo Ángel Custodio, nos casamos un Sábado 24 de Agosto, con un tiempo magnifico, que hacía del lugar aún más bonito ¡si cabe!!!!

Somos una pareja joven 25 y 26 años, pero siempre con las ideas claras, y desde el primer día que vimos el cigarral, ya lo teníamos claro. Lo celebramos en la zona del río, que es una auténtica maravilla, lleno de encanto, rodeados de flores, árboles, vegetación, un sin fin de naturaleza…..

Hicimos la ceremonia civil, en la piscina, con su verde césped, todo decorado especialmente para ese día, ¡con flores rojas, blancas y verdes!!!!! La verdad que todo el mundo se quedó con la boca abierta al contemplar ese sitio tan idílico. Quiero nombrar a Eva ¡una profesional!! Gracias por toda la decoración y por supuesto al oficiante de boda Carlos.

El cóctel lo celebramos en el claustro y ese espacio ¡es increíble! He de reconocer que al entrar se me pusieron los pelos de punta…sus árboles tan longevos, su suelo, la fragancia de las flores al pasar…es embriagador. Por último, el banquete se hizo en la Terraza del Río, al aire libre. Los invitados no dejaban de hacer fotos a esa panorámica tan especial de Toledo, y es que Toledo desde allí te enamora aún más.
La terraza es impresionante, es enorme, con suelo típico toledano, estuvimos muy a gusto, con el río a nuestras espaldas y Toledo de fondo, hay muy buena iluminación y aquello parecía de cuento.

No quiero olvidarme del catering que contratamos, fue el Beatriz, millones de gracias por todo, comida riquísima y trato inmejorable, ¡gracias a los camareros y a Alberto, el metre!

Ya por último decir que Sara y Paloma son geniales, desde el primer día nos trataron con amabilidad siempre dispuestas a todo, de verdad que sois un encanto y os voy a echar de menos…..el cigarral ya parecía mi casa, jeje, y eso se echa en falta.

No nos arrepentimos de haberlo celebrado allí, ha sido la boda de mis sueños, no podría haber salido mejor y creerme que sin esas pedazo de vistas y ese maravilloso cigarral que tenéis no hubiese sido igual. Mi sueño hecho realidad.
Os mando millones de besos y millones de gracias, animo a todo el mundo que quiera celebrar su boda allí, no os arrepentiréis.

Caridad y Héctor. Un momento muy romántico en la Plaza de la Ermita

Caridad y Héctor. Un momento muy romántico en la Plaza de la Ermita